¿Con la menopausia llega el fin de la sexualidad?

0
129

Muchas mujeres maduras piensan que llegar a la menopausia implica la pérdida total de su
sexualidad, un mito que con el tiempo ha ganado auge por el desconocimiento que se tiene
en este tema, y resulta que no es así. Especialistas afirman que se puede sentir placer a
cualquier edad.
A partir de los 45 años comienzan las preguntas y el temor sobre la posibilidad de perder el
apetito sexual, pues es la etapa en la que se produce una disminución en los niveles de las
hormonas (estrógeno y progesterona) en la mujer. Síntomas como calorones, pérdida del
sueño y hasta el aumento de peso en algunos casos, hacen que las féminas se desorienten
y terminen evitando los encuentros íntimos.
En otros casos se presentan señales como la pérdida del deseo sexual, dolor y ardor en la
vagina o incluso incontinencia urinaria. Todos estos factores hacen que la mujer pierda la
líbido, pues la penetración les resulta dolorosa ya que incluso les cuesta lubricar de manera
natural. Sea cual sea el caso de la paciente, está comprobado que son situaciones ligadas a
la edad que pueden tratarse para que sigan teniendo una vida sexual plena y satisfactoria.
Llegar a una cierta edad no implica el fin de la sexualidad, explican especialistas que incluso
para los hombres existe la famosa pastilla azul para ayudarlos en su desempeño.
Alternativas como la terapia de reemplazo hormonal para controlar los sofocones y otras
señales que trae consigo la menopausia, desde su inicio, pueden aliviar esos síntomas en el
corto plazo y con el seguimiento de un especialista. Este método aún genera polémica por
los efectos secundarios que puedan traer según sea el caso a tratar, pues no está indicado
para mujeres con antecedentes de problemas cardiovasculares o cáncer de seno.
Otras opciones menos riesgosas son pastillas, parches o productos vaginales que ayuden a
la lubricación, previamente indicados por su médico. Para aumentar el deseo también
existen medicamentos que actúan como las hormonas que se van perdiendo con el paso
del tiempo, y que permiten el despertar del deseo sin mayores obstáculos.
Para la pérdida del tomo muscular del suelo pélvico que también se produce a cierta edad,
lo indicado es la realización de ejercicios de gimnasia pélvica, que consiste en contraer los
músculos del piso pélvico unos 5 segundos y luego relajarlos, al menos unas diez veces al
día. Si desea resolver este problema de una manera más inmediata puede recurrir a
técnicas más invasivas como el rejuvenecimiento vaginal.
Cualquiera sea el método que seleccione, podrá comprobar que su vida sexual puede
continuar por muchos años más mientras usted así lo quiera

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí